El entrenador del Atlético de Madrid, el argentino Diego Pablo Simeone, considero que los insultos y los golpes sobre su vehículo que recibió el técnico del Barcelona tras el ‘Clásico’ en el que perdió contra el Real Madrid forman parte de “un problema más social que el futbol mismo”.

Tras la derrota en el ‘Clásico’ del domingo, un grupo de aficionados insultó a Koeman en el momento que se marchaba del Camp Nou en su coche junto a su mujer, y hasta golpearon el vehículo.

Tanto el propio Koeman como su rival ese domingo, el entrenador italiano del Real Madrid, Carlo Ancelotti, consideraron después que esas situaciones son “un problema social” y “de educación”, y Simeone se mostró de acuerdo con ellos.

“Opino lo mismo que mis colegas, es un problema más social que el fútbol mismo. Me quedo ahí. Es un problema a resolver de la gente que está en consecuencia de resolver esos incidentes”, reflexionó Simeone.