El intento de Novak Djokovic por completar el primer monopolio de los títulos de Grand Slam en una temporada del tenis masculino desde 1969 se estrelló contra Daniil Medvedev.

Djokovic se quedó corto en la final del Abierto de Estados Unidos al sucumbir 6-4, 6-4, 6-4 frente a un ruso que conquistó su primera corona en una de las grandes citas.

Fue una victoria que asombró por lo desigual que fue, una que le impidió al astro serbio quedar como el dueño absoluto del récord de títulos en ‘majors’ —con 21— para dejar atrás a Roger Federer y Rafael Nadal.

El número uno del mundo se presentó al estadio Arthur Ashe con marca de 27-0 en los ‘majors’ de este año, consagrado en las pistas duras del Abierto de Australia en Melbourne, la tierra batida de Roland Garros en París y el césped de Wimbledon en Gran Bretaña. Lejos de su mejor versión en Nueva York.

Ver más: HORNER SALIÓ EN DEFENSA DE ‘CHECO’ PÉREZ TRAS LA SANCIÓN EN EL GP DE ITALIA