Atlético Mineiro derrotó por 2-1 a Racing, en Belo Horizonte y avanzó a cuartos de final, instancia en la que se enfrentará al Sao Paulo.

Carlos abrió el marcador para el Atlético Mineiro en el minuto 16, con un remate difícil, de espaldas a la portería y cayéndose al suelo, tras una jugada por la banda del argentino Lucas Pratto.

El empate lo estableció Lisandro López en el minuto 21 desde los once metros, después de haber sufrido él mismo la falta que originó el penalti.

En una jugada a balón parado, el argentino Lucas Pratto estableció el 2-1 para los brasileños con un remate de cabeza, pero después, a ocho minutos del final, el argentino desaprovechó un penalti, que despejó el portero Nelson Ibáñez.

El partido de ida, jugado la semana pasada en Buenos Aires, se saldó con un empate sin goles.