Gerard Piqué, defensa del Barcelona, admitió tras la derrota contra el Atlético de Madrid que su equipo está “sufriendo”, remarcó que su rival le hizo dos goles “con muy poco” y que, a partir de ahí, pueden jugar “tres horas” que el conjunto blaugrana no marcaría ningún tanto.

“Hemos empezado bien, los hemos ido a buscar, hemos sido valientes y en dos jugadas idénticas en las cuales Lemar pica pues no lo seguimos, nos generan una superioridad y nos meten dos goles con muy poco. A partir de ahí, podemos jugar tres horas al futbol que no meteríamos un gol”, expresó al término del partido en el Metropolitano.

“La sensación es que está complicado. Estamos sufriendo. No queda otra que seguir luchando”, expuso el futbolista, que apuntó que ya habían hablado esas acciones del Atlético, como las que originaron los dos goles, y que explicó que “no es un problema único, hay varios” en el actual momento del Barcelona.

“La gente ya lo percibe, ya lo sabe. No hay que ser un ciego para ver lo que nos falta. A pesar de ello, creo que nos recuperaremos de esta y de la derrota del miércoles. Son tiempos difíciles. No los hemos vivido antes. El ambiente del vestuario y la relación de los jugadores es muy, muy buena, tanto jóvenes como veteranos y hay ganas de darle la vuelta a la situación, pero está siendo complicado”, abundó.

Y fue preguntado por la continuidad de Ronald Koeman. “Aquí los jugadores no nos podemos meter. Intentamos trabajar al máximo, hacer caso de todas las indicaciones que nos da el entrenador. De todo el ruido, de las relaciones del presidente y el entrenador nosotros poco podemos hacer”, contestó.

Ver más: DANIEL CRAIG SUGIRIÓ A JÜRGEN KLOPP COMO EL NUEVO JAMES BOND