Si una acción generó polémica en el América vs. Chivas del pasado sábado, fue el aparente penal que el silbante no señaló en favor del Rebaño al final del primer tiempo, jugada que para algunos no contaba con los elementos para ser sancionada, mientras para otros, no había lugar a dudas de que era una pena máxima.

"Para mí es un penal clarísimo e inobjetable, del tamaño del Estadio Azteca", aseguró Gustavo Mendoza en La Última Palabra.

Sin embargo, no todos los panelistas coincidieron, ya que para Eduardo De la Torre, la jugada no fue del todo clara como para que interviniera el VAR.

VER MÁS: VUCETICH: "HABÍA UNA POSIBILIDAD DE PENAL Y EL ÁRBITRO NO QUISO MARCARLA"

"Ya viendo la repetición tampoco era tan contundente como para que viniera la rectificación", señaló el 'Yayo'.

Pero Gustavo se mantuvo en su punto y agregó a su postura la idea de que a los jueces, tanto en cancha como en la cabina del Video Assistant Referee, les pesó todo lo dicho por la nación azulcrema en la semana.

"La gente del América, en la semana, se dedicaron a reventar a Chivas con el VAR… ¿Para qué? Para aflojar al VAR y que decidiera a favor del América el fin de semana, y se salieron con la suya. El VAR los ayudó", sentenció Mendoza.