Mauricio García de la Vega ha comprado el Real Murcia de España

Mauricio García compró a equipo de España

El empresario mexicano se hizo parte de la mayor parte de las acciones del club de 1919.

EFE

El empresario mexicano Mauricio García de la Vega ha comprado el Real Murcia al hacerse con la mayor parte de las acciones de este club, que es sociedad anónima deportiva y en el que entró en diciembre como gestor para ahora, dos meses y medio después, pasar a ser su dueño.

Así lo ha notificado esta tarde la entidad grana a través de un escueto comunicado oficial colgado en su página web.

"Esta mañana en la ciudad de Murcia Mauricio García de la Vega ha notificado ante notario que ha decidido ejecutar la opción de compra del paquete mayoritario de las acciones del Real Murcia, con lo que pasará a convertirse en el máximo accionista del club y, a su vez, en el nuevo propietario de la entidad", se lee en la nota publicada por la institución.

García de la Vega, agente de futbolistas FIFA y dueño de la empresa IconStar, se hizo con el control en una especie de régimen de alquiler del Real Murcia, club cuyo primer equipo milita en Segunda División B, como indicó la entidad el 26 de diciembre.

Fue así en virtud de un acuerdo privado suscrito entre García de la Vega y Raúl Moro Martín, quien hasta ahora seguía siendo el máximo accionista, aunque había dejado la gestión del club.

A comienzos de enero el empresario mexicano llegó a Murcia y habló de su proyecto al frente una institución histórica pero que arrastra una deuda de más de 40 millones de euros, "un proyecto ganador" con el que llevar al equipo a la Liga de Fútbol Profesional, un objetivo que puede lograr esta temporada al estar peleando por el ascenso a la Liga 1/2/3.

García de la Vega dijo en la rueda de prensa que ofreció el 8 de enero que se plantea dar "viabilidad financiera a largo plazo" al Real Murcia.

"Queremos que sea una entidad estable y que cumpla con su imagen de señorío, forjada en sus más de cien años de historia", reconoció para apostillar que "entre todos" velarán por "hacer un Real Murcia sostenible y con todo el futuro por delante".

Así mismo, afirmo: "no vengo al Murcia a perder dinero y traigo un proyecto ganador que es viable si se hace una gestión adecuada de los recursos. Quiero que este club deje de ser sinónimo de deuda y para ello también cuento con el respaldo de amigos inversores en mi país", apuntó. 

¡Link copiado en el portapapeles!