Néstor Araujo fue suplente y el Celta de Vigo se impuso al Huesca, aprovechando las urgencias de los altoaragoneses, y le complicó la vida todavía más en su lucha por la permanencia tras un partido espectacular en el que se marcaron siete goles.

Los altoaragoneses tenían marcado como clave el enfrentamiento ante un conjunto gallego que se maneja en la zona tranquila de la clasificación y al que las urgencias no le agobiaban, pero que no encontraba en su mejor momento y que se sacudió ese estigma con una victoria para la que necesitó marcar cuatro goles.

El Huesca no supo aprovechar el momento irregular del Celta para haberse hecho con un triunfo que hubiera apretado todavía más la zona baja de la clasificación y acumular una dosis extra de moral, tan necesaria cuando se lleva toda la temporada persiguiendo salir del descenso y que, aunque lo tiene cerca, no se consigue.

La derrota del Huesca, que sigue colista, da aire a sus rivales y la oportunidad de abrir hueco en la clasificación mientras que a los gallegos el triunfo les sirve para afianzarse en la zona tranquila de la tabla y abrir una brecha definitiva con respecto al equipo aragonés.

NÉSTOR ARAUJO FUE SUPLENTE

Además, el mexicano Néstor Araujo ingresó de cambio al 73′ por Brais Mendez, después de haber recibido recientemente el alta médica, a causa de una lesión muscular.

Los goles del partido corrieron a cargo de:

HUESCA: Dimitrios Siovas (14′), Rafa Mir (16′), David Ferreiro (74′)
CELTA: Santi Mina (5′), Nolito (37′), Hugo Mallo (52′), Fran Beltrán (76′)

TE PUEDE INTERESAR: Rangers campeón de Escocia: ¡Diez años después y suma 55 ligas!