Los 49ers no necesitaron del QB Jimmy Garoppolo ni del resto de sus titulares lesionados para imponerse a los Giants.

Controlaron el balón a la ofensiva y dominaron en defensa a New York para lograr otro sencillo triunfo en la costa este.

Nick Mullens pasó para 343 yardas y un touchdown para encaminar a los 49ers a su segundo triunfo en MetLife en semanas consecutivas, una victoria de 36-9 sobre los erráticos Giants, que siguen sin ganar en la campaña.

Jerick McKinnon, Brandon Aiyuk y Jeff Wilson anotaron vía terrestre en un día casi perfecto para los Niners (2-1). Robbie Gould sumó tres goles de campo por San Francisco, que la semana pasada venció en este mismo inmueble 31-13 a los Jets.

VER MÁS: ¡LOS BUCCANEERS ANUNCIAN EL REGRESO DE AFICIONADOS A SU ESTADIO!

Los Niners no contaron con Garoppolo (tobillo), los linieros defensivos Nick Bosa y Solomon Thomas (rodilla) ni los corredores Raheem Mostert y Tevin Coleman, quienes se lesionaron todos ellos ante los Jets. San Francisco se quejó de la nueva superficie artificial del estadio antes del encuentro, a la que atribuyeron las lesiones.

No fue problema para los Niners el domingo, cuando Mullens completó 25 de 36 pases y finalizó con un rating de 108.9 puntos. San Francisco superó a los Giants en yardas 420 a 231, mantuvo la posesión por 39:44 minutos y forzó tres intercambios de balón.

Mullens llevó a San Francisco a puntos en siete de sus primeras ocho posesiones.