Miguel Herrera abrió la posibilidad de cambiar su estrategia de juego, si sus jugadores no se adaptan a ella.

“Si ellos me dijeran, no entendemos, no soy terco, ni pico piedras, ni como vidrio; me replanteo todo y busco que el equipo funcione mejor”, señaló el estratega.

Herrera se hizo cargo de los Tigres para el Grita México A21 en el que el conjunto del norte aparece en el octavo lugar con tres victorias, cinco empates, dos derrotas y 14 puntos.

Al llegar al grupo, el manejador cambió la manera de jugar del anterior estratega, el brasileño Ricardo Ferretti y defendió la idea de mantener su filosofía de juego porque los futbolistas están de acuerdo.

“Que regrese a hacer lo mismo de antes, entonces no tendría chiste que estuviera en un equipo en el que la forma de jugar fuera diferente al estilo que manejo”, observó.

Al referirse a sus expectativas en el Grita México A21, el ‘Piojo’ dio por hecho que el grupo está mentalizado para terminar entre los cuatro mejores del torneo para clasificar de manera directa a los cuartos de finales.

Debemos buscar que el equipo funcione, pero no ganar de cualquier forma, sino ordenado. El equipo no ha tenido el orden, buscaremos que sea ordenado para a partir de ahí generar llegadas”, agregó.

Los Tigres visitarán este miércoles al Atlético de San Luis dentro de la Jornada 11; el rival es quinto de la clasificación y llega animado, luego de derrotar al Toluca en su propio estadio.

“San Luis ha hecho bien las cosas y tiene a un jugador (el goleador argentino Germán Berterame) que esta marcando diferencia; debemos estar atentos a mantener, solidez, orden y ser contundentes”, concluyó.

EFE