El centrocampista estadounidense Weston James Earl McKennie, que llega
cedido al JUventus Turín cedido por el Schjlake 04, convirtiéndose en el
primer futbolista de su país en el club piamontés, ha reconocido que su ídolo de pequeño era Francesco Totti, emblema del Roma, y
que Cristiano Ronalado era su jugador escogido en los videojuegos y que
admira su profesionalidad.

"Cuando era pequeño me gustaba Francesco Tott, tenía una gran clase y
siempre me ha influenciado su juego. Ser el primer estadounidense en el
Juventus es particularmente un orgullo, un sueño. Tener la oportunidad
de representar aquí a mi país y de demostrar que los jóvenes
norteamericanos también pueden hacerlo me hace feliz", comentó McKennie
en la conferencia de prensa de su presentación como juventino.

 

McKennie, nacido el 28 de agosto de 1998, que llegó al Schalke en 2016 y
suma 19 internacionalidades con su país, lucirá en el Juventus Turín el
dorsal 14, que era el que lucía el francés Blaise Matuidi, que
precisamente se fue al fútbol estadounidense, en concreto al Inter de
Miami.

Al ser cuestionado sobre su posición ideal, dijo: "Donde me encuentro
mejor y creoo soy más eficaz es de área a área, recuperar el balón y
salir rápido hacía el área contraria. Ya he hablado con el técnico
(Andrea Pirlo) y le gusta cómo juego; estamos en la misma sintonía.

"El Juventus es un sueño hecho realidad, no han tenido que convencerme
de nada para venir. Todo ha ido muy rápido, de forma imprevista, hemos
cerrado la negociación en dos semanas. Es un club famoso en todo el
mundo, y seré feliz si contribuyo a hacer crecer la marca en Estados
Unidos. Y en el banquillo está Pirlo, que ha sido un maestro en el
centro del campo", dijo McKennie que reconoció que de pequeño se
dividía  entre el fútbol y el fútbol americano.

 

Me introdujo en el fútbol mi padre, que es militar, y en Alemania no
había fútbol americano, con lo que inicie a los seis años a jugar al
fútbol.

Cuando volvimos a Estados Unidos continué jugando y, a los 11
años, le dije a mi madre que me decantaba por el fútbol. El fútbol me
gustaba al 99,9 por ciento, el fútbol americano al 99,8 por ciento; y
así he elegido", apunta.

Sobre su nuevo compañero de equipo Cristiano Ronaldo, indicó "Jugaba con
Cristiano en los videojuegos y, ahora, me ha llamado mucho la atención
por su profesionalidad. Puedo aprender mucho de él, de ver como se mueve
y se comporta, me traerá grandes beneficios. También del resto de la
plantillay del resto de la plantilla".

De su implicación en el movimiento Black LIves Matter, apuntó: "He
intentando tener un papel de guía en Alemania,  y he recibido apoyo por
mi posicionamiento. El que ahora esté en Italia no quiere decir que no
continuaré a llevar adelante aquello en que creo".