Chivas de Guadalajara se quedó sin Copa MX, Dorados de Sinaloa lo echó en los octavos de final vía penal (6-5, 2-2 global).


Luis Fernando Tena, ya en conferencia, no ocultó la situación: “queríamos avanzar; es un fracaso”.

Miguel Ponce falló la pena máxima, con una estampa que llamó la atención desde la grada: Ricardo Peláez se persignó antes del cobro.

“Hay que darle mucho mérito al equipo de Dorados; tiraron muy bien los penales. Ni hablar, en términos generales es un fracaso. Nos sentimos muy mal, apenados con nuestros aficionados”, dijo ‘Flaco’.

Ahora, el Rebaño se concentrará en la Liga MX, donde en la próxima jornada se medirá a Atlético de San Luis.