Destacó las contribuciones que su padre hizo al país y al futbol y cómo se convirtió en una figura emblemática del gremio empresarial mexicano.

"Durante mucho tiempo creíste que no habías cambiado a México para bien y mira todo lo que hiciste, cuántas vidas cambiaste y tocaste, todo lo que devolviste desinteresadamente", expresó al final de su discurso que fue aplaudido de pie por los asistentes.

Los gritos de "¡Jorge, Jorge, ra, ra, ra!" y "¡Chivas, Chivas!" se escucharon desde las tribunas y los palcos del estadio en donde se encontraban los jugadores de fuerzas básicas y aficionados de Chivas, así como socios y trabajadores de Omnilife.

Vergara, fallecido el pasado 15 de noviembre en Nueva York, controló Chivas, uno de los dos equipos más emblemáticos de México, y a partir de ahí se convirtió en un controvertido directivo que durante años provocó a los rivales, a veces con burlas, y protagonizó numerosas polémicas.

A la ceremonia acudieron los familiares del empresario encabezados por su hijo Amaury, además de miembros de la directiva del Guadalajara, jugadores y figuras emblemáticas del club como Carlos Salcido, Omar Bravo, Ramón Morales y Adolfo Bautista, quien fue parte activa de la ceremonia religiosa.

Un espectáculo de fuegos artificiales y dos mantas con la imagen de Vergara pusieron el colofón a la ceremonia.

Ver más: ¿HARÁN FALTA LOS CUATRO GRANDES EN LIGUILA? ¡EL DEBATE EN LUP!