Toni Kroos, centrocampista alemán del Real Madrid, calificó de "final"
el encuentro de la segunda jornada de la UEFA Champions League que disputan
en Alemania ante el Borussia Mönchengladbach, y dejó claro que la
plantilla "nunca" ha tenido "dudas de Zidane".

"Sabemos
la importancia que tiene el encuentro tras la derrota del primer
partido. Tenemos presión para ganar. Es nada más y nada menos que una
final para nosotros", afirmó con rotundidad Kroos en rueda de prensa en
el Borussia Park.

El centrocampista alemán respaldó la
figura de su técnico. "Nosotros nunca hemos tenido dudas de Zidane.
Perdemos y ganamos juntos. Por perder una vez no se puede decir que no
estamos con él. Es lo fácil si algo va mal, pero no estamos así. Se vio
el sábado", defendió.

Analizando el cambio de imagen del
Real Madrid de las derrotas ante Cádiz y Shakhtar al Clásico, Kroos
descartó que se debiese a un factor motivacional a la hora de encarar
los encuentros en función de la grandeza del rival al que se enfrentan.

"No
es por motivación. Después de las derrotas hablamos entre nosotros y
estaba claro que no era falta de motivación. A veces no sale y es así,
sabemos que un clásico siempre es especial pero la última temporada se
vio que la Liga se gana contra los equipos pequeños", aseguró.

"Muchas
veces jugamos bien contra el Barcelona pero perdemos puntos contra
equipos más pequeños. Al Shakhtar no le veo equipo pequeño porque en UEFA Champions League no los hay. Con esa derrota ya tenemos mucha presión para
ganar mañana aquí", añadió.

Llegó a admitir el
centrocampista alemán que contra el Cádiz "ningún jugador jugó a su
nivel", señalándose él el primero: "Así no sale contra ningún equipo,
aunque sea de Tercera". Aunque entiende que es normal que de vez en
cuando salgan malos partidos con un calendario tan cargado que complica
la regularidad.

"Contra el Donetsk nos faltó confianza
tras su primer gol. Lo intentamos pero fue tarde. Lo bueno es que nunca
nos rendimos y se vio el sábado que tras perder dos partidos seguimos
intentamos cambiar la situación. No todo está bien ahora, hemos ganado
un partido importante pero mañana es una final en la que tenemos que
jugar mejor para ganar", avisó.

Reconoció Kroos que
sienten "presión" por la situación que tienen en la UEFA Champions League y
aceptó la crítica que recibieron tras dos malos resultados seguidos: "Si
juegas para el Real Madrid es así. Tienes que aceptar que si pierdes un
partido hay crítica, es normal. Es mayor que en otros clubes pero lo
importante es como reaccionas".

Vuelve Kross a Alemania
con felicidad y expresando el deseo de acabar su carrera en el Real
Madrid. "Siempre me gusta volver a Alemania, es mi país, mi idioma, todo
un poco más fácil para mí, pero disfruto mucho vivir en Madrid y más
aún jugar en el Real Madrid. Durante estos años he tenido ofertas pero
nunca he hablado con otro club porque soy feliz y mi idea es terminar
aquí", dijo.

Con el Bayern de Múnich dominando el
panorama europeo, Kroos ve que el fútbol son ciclos y cree que el Real
Madrid tiene plantilla para volver a aspirar al título.

"Tenemos
equipo, es verdad que de momento el Bayern es el mejor equipo del
mundo, solo hay que ver sus resultados y como juegan, pero ya en 2016
vivimos dos o tres años siendo los mejores nosotros y es normal no
aguantar diez años porque hay equipos con mucha calidad. Pero esto puede
cambiar rápido y por eso no tengo dudas de que podemos estar así en
poco tiempo", sentenció.