Ronald Koeman aseguró en la víspera del partido de la liga española ante el Rayo Vallecano que su objetivo es “disfrutar” de su etapa en el banquillo azulgrana el tiempo que dure.

“Ya soy mayorcito y quiero disfrutar en el sitio donde quiero estar. Sé que dependo de lo resultados, pero quiero disfrutar: ocho años, un año o tres meses”, afirmó Koeman, quien aseguró que, cuando ya no disfrute en el Barça, se irá “tranquilo” para jugar “cinco días por semana al golf, que es un deporte muy bonito”.

El preparador neerlandés sabe que está en el punto de mira porque el nuevo proyecto azulgrana parece no arrancar, pero se siente fuerte para seguir intentándolo.

“Es una ventaja conocer la casa y ser exjugador del club también ayuda, aunque al final te piden lo mismo. También depende de dónde has estado y, como persona, hay que tener carácter. Con viento en contra es fácil marcharse, pero no soy alguien así. Yo afronto las cosas”, manifestó.

Tras perder ante el Real Madrid (1-2), un grupo de aficionados increpó a Koeman en el momento que se marchaba en el coche, con su mujer, del Camp Nou, y hasta golpearon el vehículo.

“Es un problema social, no creo haya solución a lo que pasó. Es gente con problemas de educación, no saben lo que son normas y valores”, aseguró.

“El ambiente en el campo fue todo el contrario, incluso con 0-2. Parece que solo ha sido conmigo, pero jugadores con sus familias han pasado lo mismo. Incluso Carles Puyol. Pero hay que buscar una fórmula para salir del campo y que no se repita”.