Juventus confirmó unas pérdidas de 113 millones de euros en el semestre entre el 1 de julio y el 31 de diciembre de 2020, una cantidad notablemente superior a los 50,3 millones registrados en el mismo período del año anterior.

El club turinés, que siempre publica los datos referidos a sus cuentas al cotizar en la Bolsa de valores de Milán, sufrió una reducción de su patrimonio neto de los 239 millones de euros del 30 de junio de 2020 a 125 millones de euros, según se lee en el comunicado oficial.

El incremento en las pérdidas del semestre 1 de julio-31 de diciembre de 2020 se debe, por 64 millones de euros, a los menores ingresos, por 55 millones a un bajón en las ganancias generadas por los derechos sobre los futbolistas y por 39 millones a la pandemia del coronavirus en términos de “entradas por partidos y venta de productos”.

Dichas pérdidas, destaca el Juventus, han sido parcialmente compensadas por un aumento en los ingresos generados por los derechos televisivos, de cerca de 27 millones de euros.

Además, el club turinés registró, pese a la crisis generada por el coronavirus, un aumento de un 60 % en sus ingresos por ventas en línea.

En total, según estima el Juventus, el impacto total de la pandemia del coronavirus sobre sus cuentas en el último semestre ha sido de unos 50 millones de euros.

“En esta situación, se prevé que el ejercicio 2020-2021, que, contrariamente al ejercicio precedente, está condicionado completamente por los efectos de la pandemia, tenga pérdidas, también por el notable impacto del cierre del estadio y de las demás medidas de precaución impuestas por las autoridades, que penalizan las entradas por los partidos y la venta de productos”, reconoció el Juventus en su comunicado oficial.