Hirving Lozano ya se presentó a la pretemporada con el Napoli donde fue sometido a nuevos exámenes médicos específicos tras el golpe sufrido en Copa Oro. Sin embargo, no estaría presente en las primeras jornadas de Serie A.

De acuerdo con La Gazzetta dello Sport, le aplicaron una resonancia magnética para descartar cualquier lesión a nivel craneal o cerebral. El resultado fue satisfactorio y el ‘Chucky’ podrá entrenar con normalidad

Siguiendo los protocolos por conmoción, el futbolista continuará su recuperación además que comenzará a trabajar por separado para después unirse a sus compañeros.

Por esta razón, el mexicano no estaría convocado para los duelos ante Venezia el 22 de agosto, ni contra el Genoa el día 29. En el escenario actual, regresaría para medirse ante la Juventus el 12 de septiembre.

Se espera que Matteo Politano juegue en lugar de Lozano en el nuevo esquema de Luciano Spalletti, nuevo entrenador ‘azzurro’.