La novela entre Harry Kane y Manchester City parece haber llegado a su fin está temporada. 

El delantero inglés confirmó que permanecerá en Tottenham Hotspur para la campaña 2021/22. 

Sin embargo, el capitán ‘Spur’ buscará un incremento de sueldo y que el proyecto sea como se lo pintan.

Actualmente gana 300,000 libras esterlinas a la semana, pero demandaría 400,000 semanales para permanecer a largo plazo, según ‘Times‘.

Manchester City parece que se rindió por él, inclusive para el siguiente mercado de fichajes, ya que está cerca de contratar Cristiano Ronaldo.

Por lo que Daniel Levy buscará a toda costa que su jugador estrella siga feliz y nadie lo compre en 2022.