La exitosa complicidad entre André-Pierre Gignac y Rafael Sobis llegó a su fin cuando el Cruzeiro se lanzó por repatriar al brasileño.

Los Tigres se quedaron sin uno de sus mejores jugadores en los últimos años, pues además de la conexión que hizo con los aficionados, Sóbis marcó 18 goles en su año y medio en la Liga MX.

El francés será de los que más eche de menos al brasileño, su principal socio en el ataque felino, y a quien dedicó un mensaje mientras está concentrado con su país previo al duelo ante Irlanda.