Cuando el árbitro pitó el final de la final de la FA Cup, así otorgando el trofeo al Arsenal, le quitó una opción más al Wolverhampton de Raúl Jiménez de participar en competiciones europeas la próxima temporada. 


Wolves, que terminó en séptima posición de la Premier League, obtuvo más puntos que los Gunners, pero el ganar la FA Cup le otorgó un boleto a la UEFA Europa League al club londinense. 


Es por ello que conquistar la actual UEFA Europa League, así obteniendo un boleto a la próxima UEFA Champions League, es la única opción restante para que el equipo de Jiménez compita en Europa la temporada entrante.

En la UEFA Europa League, los dirigidos por Nuno Espírito Santo se encuentran en octavos de final, serie que todavía disputan ante Olympiacos.

En el partido de ida, jugado en Grecia a mediados de marzo, el equipo inglés empató a un gol. 


Dicho resultado le otorga la ventaja al club de Molineux de haber anotado de visitantes, por lo que recibirán el partido del próximo jueves, 6 de agosto, con más oportunidades de avanzar. 


En caso de superar los octavos de final, Wolves enfrentará al ganador de la serie entre Sevilla y Roma, que será disputada a partido único. 


Si llegara a calificar a semifinales, Jiménez probablemente enfrentaría a Manchester United, que es el equipo más fuerte dentro de aquél lado de la llave (incluye LASK, Istanbul Basaksehir y FC Copenhagen). 


Una eventual Final de Wolves, con el boleto a la próxima UEFA Champions League en disputa, podría ser ante el Inter de Milan, que tendrá que superar a equipos de su lado de la llave como Getafe, Wolfsburg y Eintracht Frankfurt.