La eliminación de Países Bajos de la Eurocopa al caer en octavos de final por 0-2 frente a República Checa cortó la continuidad del seleccionador neerlandés, Frank de Boer.

El entrenador de 51 años llegó como sustituto en septiembre de 2020 de Ronald Koeman cuando este fichó por el FC Barcelona; sin embargo, caer en la segunda fase de la Eurocopa cortó su proceso frente a la ‘Oranje’.

El sistema de De Boer siempre fue criticado en Países Bajos, aferrado a un 5-3-2 que no gustó, y donde muchos preferían un 4-3-3. Acumuló 15 partidos, 8 victorias, 4 empates y 3 derrotas, con Países Bajos, con un 53,3 % de triunfos.

Su equipo, que llegó a la Eurocopa sin levantar grandes expectativas, se impuso jugando como local a Ucrania (3-2), Austria (2-0) y Macedonia del Norte (3-0) en la fase de grupos celebrada en el estadio Johan Cruyff de Amsterdam, con Denzel Dumfries como revelación de la “Oranje”.

Pero Países Bajos, que llevaba siete años sin disputar un gran torneo, cayó contra República Checa (2-0) en Budapest en octavos en el que apenas opuso resistencia, derrota de la que se hizo a sí mismo responsable en rueda de prensa y que también le achaca gran parte de la prensa de su país.

La prensa deportiva neerlandesa baraja entre los posibles sustitutos nombres como Louis van Gaal, Frank Rijkaard, Joachim Löw, Dick Advocaat, Henk ten Cate, Peter Bosz, Erwin van de Looi, Kees van Wonderen o Erik ten Hag.

EFE