Luego de caer el sábado pasado ante Gales en Cardiff, este domingo la Selección Mexicana viajó a Viena para su compromiso del martes frente a Costa Rica, pero lo hizo con dos bajas en su plantel: Raúl Jiménez y Néstor Araujo.

Lo del delantero de los Wolves ya estaba previsto desde el arranque de la concentración, ya que se tenía contemplado que solo fuera parte del grupo durante la primera semana de la gira para después volver a Inglaterra para continuar con su rehabilitación.

La baja del zaguero del Celta se da luego de que presentara molestias físicas que le impidieron entrenar al parejo de sus demás compañeros, razón por la cual se decidió que regresara a Vigo para trabajar en su recuperación.

Este martes el Tri afrontará su segundo partido de preparación de la fecha FIFA al verse las caras con Costa Rica en el Stadion Wiener Neustadt.

VER MÁS: MARTINO TRAS LA DERROTA EN CARDIFF: “HOY JUGAMOS A LO QUE QUISIMOS, PERO NO LO HICIMOS BIEN”