Un tanto de Kai Havertz da ventaja al Chelsea al descanso (0-1) y confirma la superioridad de los ‘Blues’ en la final de la UEFA Champions League ante el Manchester City.

Los de Thomas Tuchel dispusieron de las mejores ocasiones, sobre todo en las botas de Timo Werner, pero no se adelantaron hasta el minuto 43, cuando Kai Havertz regateó a Ederson tras un magistral pase de Mason Mount.

La mala noticia para el Chelsea fue la lesión de Thiago Silva, que tuvo que ser sustituido por Andreas Christensen.

Ver más: CAIXINHA EN LUP: “NI MALDICIÓN DE LÍDER NI MALDICIÓN DE CRUZ AZUL”