Diego Simeone está más que acostumbrado a las conferencias de prensa, pero esta vez recibió una gran sorpresa.

El Cholo recibió un saludo muy especial de su hijo Giovanni que lo puso muy sensible en el medio de la rueda y se le quebró la voz al recordar el tiempo que pasa separado de sus hijos, debido a su trabajo.