La Major League Soccer anunció que Dell Loy Hansen, dueño del Real Salt Lake, venderá Utah Soccer Holdings tras ser investigado por supuestos comentarios racistas por la misma liga. 


Utah Soccer Holdings es el grupo propietario al que pertenecen el Real Salt Lake de la MLS, Utah Royals de la National Women’s Soccer League y el Real Monarchs de la United Soccer League, la segunda división del futbol estadounidense.

VER MÁS: MLS REPRUEBA ABUSO RACISTA Y AMENAZAS DE MUERTE HACIA REGGIE CANNON DEL FC DALLAS 

Hansen fue criticado fuertemente por la Asociación de Jugadores de la MLS (MLSPA, por sus siglas en inglés), tras reprochar a miembros del Real Salt Lake que se negaron a jugar un partido de temporada regular.

Esto, en protesta por el tiroteo de la policía hacia Jacob Blake, un hombre de raza negra, en Kenosha, Wisconsin.

“Fue como si alguien te apuñalara y estás tratando de averiguar cómo sacarte el cuchillo y seguir adelante… La falta de respeto fue profunda para mí, personalmente”, comentó Hansen a una estación de radio en Salt Lake City.

La MLS anunció que no estaba de acuerdo con los comentarios de Hansen y que trabajarán en conjunto durante el periodo de transición a los nuevos dueños.

Tras la declaración inicial del empresario estadounidense, The Athletic reportó múltiples instancias en las que exjugadores se sintieron atacados por Hansen.

Dichas interacciones incluyen, según el medio estadounidense, haber “bromeado” con Kellyn Acosta, un jugador de raza negra, que lo iba a linchar tras haber recibido un gol de su parte en un partido con el Real Salt Lake.

También, Hansen habría llamado a maleante a Aaron Maund, otro jugador de raza negra, por usar una sudadera con capucha, y habría usado múltiples insultos raciales en presencia de exjugadores y miembros del staff del RSL, según la plataforma digital.