El West Ham armó la fiesta en Boleyn Ground y se despidieron con una victoria de la que fue su casa por 112 años.

En el último juego en Upton Park, los 'Hammers' lograron llevarse el triunfo por 3-2 ante Manchester United en un cotejo que quedó marcado por las volteretas que se dieron.

Los locales se fueron arriba en el marcador a través de Diafra Sakho cuando corría el minuto 10.

Para la parte complementaria, los 'Red Devils' tuvieron que volcarse al frente para ir en la búsqueda del boleto a la UEFA Champions League, y comenzó su ilusión por medio de Anthony Martial al 51'.

El atacante francés demostró su alto valor por el que pagaron y lo reflejó con la voltereta que firmó al minuto 72.

Cuando parecía que los dirigidos por Louis van Gaal desplazarían al Manchester City del cuarto puesto; apareció el West Ham para seguir se festividad.

En sólo cinco minutos, los 'Hammers' dieron vuelta a la pizarra; al 76' con Michail Antonio y al 81' con Winston Reid para hacer explotar Londres.

Con este resultado, Manchester United se estancó con 63 puntos en la quinta posición y una unidad por detrás de los 'Citizens'; mientras que el West Ham subió a puestos de la UEFA Europa League al escalar al sexto peldaño con 62 puntos y dejar atrás al Southampton.

Falta una jornada en la Premier League, donde el United deberá esperar un tropiezo del Manchester City, próximo equipo de Pep Guardiola, ante Swansea; mientras que los 'Red Devils' deberán obtener la victoria ante Bournemouth.