Deshaun Watson, que ha sido demandado por presunto asalto sexual, respondió a través de las redes sociales que espera “limpiar” su nombre.

De acuerdo a un informe ofrecido la pasada noche por la estación de televisión local FOX 26, el abogado de Houston, Tony Buzbee, les dijo que Watson recibía un masaje cuando el mariscal de campo “fue demasiado lejos”.

Buzbee, quien originalmente anunció la demanda en una publicación de Facebook, no dio más detalles. La estación informó que la demanda fue presentada en nombre de una mujer masajista.

Watson respondió también a la demanda de presunto asalto sexual en las redes sociales, en Instagram, el martes por la noche y dijo que espera “limpiar” su nombre.

“Como resultado de una publicación en las redes sociales del abogado de una demandante que buscaba publicidad, recientemente me enteré de una denuncia que aparentemente se presentó en mi contra”, escribió Watson en Twitter. “Todavía no he visto el contenido de la misma, pero sé esto: siempre he tratado a todas las mujeres nada más que con el máximo respeto”.

Watson, de 25 años, también explicó en su mensaje de Instagram que el abogado de la demandante hablaba de que no se trataba de dinero, pero antes de presentar la denuncia formal había solicitado una cantidad de seis cifras, lo que el jugador rechazó de inmediato.

“A diferencia de él, esto no se trata de dinero para mí, se trata de la reputación de mi nombre, y espero poder dejarlo libre de toda acusación sin ningún tipo de base real”, agregó

El futuro de Watson con los Texans, que lo seleccionaron en el 2017, ha sido actualidad durante la temporada baja después que comunicó al equipo que quería irse, ser traspasado.

Pero el equipo de Houston, hasta ahora, se ha mostrado inflexible en la petición del jugador.

Sin embargo, ayer, martes, también los Texans dieron a conocer el fichaje del mariscal de campo Tyrod Taylor, de 31 años, por una temporada y con una serie de incentivos que le podría permitir ganar hasta 12,5 millones de dólares.

Si bien esto no significa que los Texans hayan cambiado de opinión sobre el traspaso de Watson, quien ha dicho que no volverá a jugar con ellos, la medida es el primer paso que dio el nuevo gerente general Nick Caserio de cara a pensar en serio que podrían quedarse sin su hasta ahora mariscal de campo franquicia.

EFE