Dani Alves arrancó Tokio 2020 con una paliza de Brasil sobre Alemania, 4-2 en el torneo Olímpico, resultado al igual que México: abultado.

Los hombres de Jaime Lozano aplastaron 4-1 a la Francia de André Pierre Gignac y, aunque es prematuro, el brasileño espera tener la posibilidad de Final ante el Tri.

“A veces se da, ojalá podamos llegar otra vez a esa Final (México), pero es un camino muy largo donde aún tenemos cosas por corregir”.

En Londres 2012, México le quitó el oro a la canarinha, una deuda que quiere cobrar Dani ante un futbol que respeta y gusta.

“Sabemos de México, yo los respeto, es una escuela que me encanta, es una escuela que trata bien el balón; yo soy un enamorado de ellas”, finalizó Dani.

TE PUEDE INTERESAR: Guillermo Ochoa y Jaime Lozano se dijeron satisfechos tras victoria