En el torneo Verano 2001 de la liga mexicana, el Cruz Azul terminó en el lugar 13 y el Toluca en el 17. Pero eso representaría una simple anécdota en comparación a lo que lograría La Máquina en junio. 

Una Final de Copa Libertadores, con José Saturnino Cardozo de refuerzo, inició un romance entre el paraguayo y la institución de La Noria que terminó con el ‘Diablo Mayor’ a pasos de llegar al ocho veces campeón de México.

"Hubo un acercamiento con el señor Billy Álvarez… al final, Toluca no dio el paso de escuchar ofertas de Cruz Azul. Inclusive yo no tenía contrato en ese momento, pero ya había prometido que íbamos a hacer un contrato importante con dos o tres años más”, dijo el paraguayo a Mediotiempo.

Cardozo llegó a ‘La Máquina’ en el 2001 para reforzar lo que sería una histórica campaña en el torneo continental. 

El máximo goleador en la historia choricera, quien debutó en la Libertadores con un doblete ante el Cerro Porteño, dijo que se llevó una imagen grata del equipo capitalino.

“Los momentos que estuve ahí fueron fantásticos, es un club grande que es espectacular, un plantel que me recibió bastante bien, lastimosamente lleva mucho sin salir campeón pero es una institución, de lo más serio de México”, dijo el guaraní. 

Y aunque al momento de su renovación con Toluca no tenía contrato con los mexiquenses, Cardozo dijo que nunca quiso salir de los ‘Diablos’.  

“Nunca platiqué con la directiva porque respetaba mucho y yo estaba muy a gusto en Toluca, tampoco tenía ese sueño de salir por salir, no quería cambiar. Sí había una oferta importante de Cruz Azul, pero yo nunca empujé para salir”, finalizó el sudamericano. 

TE PUEDE INTERESAR: ‘Chaco’ Giménez: Si ‘Cabecita’ se queda, Cruz Azul estará más cerca del título