Con otra gran actuación de Erling Haaland el Borussia Dortmund se clasificó a los cuartos de final de la UEFA Champions League tras igualar 2-2 ante el Sevilla en el BVB Stadion Dortmund (5-4 global).

Los de Julen Lopetegui dominaron los primeros minutos del encuentro con buenas combinaciones, un par de disparos al arco y una presión asfixiante en el área de los locales.

Sin embargo, el conjunto alemán logró salir del asedio y en el minuto 35, tras un error de Suso y Jules Koundé, se adelantaron en la pizarra por obra de Marco Reus y Haaland.

Para la segunda mitad, Cüneyt Çakir, árbitro del encuentro, dio de qué hablar: un gol de Haaland fue anulado por una falta previa del Sevilla, misma que terminó en penalti para los de Edin Terzic.

El noruego cobró, pero Yassine Bounou atajó en dos tiempos. Segundos después, tuvo que repetirse la acción por un movimiento ilegal del marroquí. Ahora sí, doblete del ‘9’.

Pasada la hora de partido, se pitó otra pena máxima, ahora para los andaluces. Empujón de Emre Can sobre Luuk de Jong. Youssef En-Nesyri no falla y recortaba distancias.

A escasos segundos del silbatazo final, En-Nesyri empató el encuentro para darle un poco de emoción, pero ya no fue suficiente.

De esta forma, los negriamarillos rompieron la racha negativa de tres temporadas de no poder clasificarse a los mejores ocho equipos de la máxima competencia de clubes en Europa.

Por su parte, Erling Haaland sigue rompiendo marcas. En 14 partidos de UEFA Champions League, suma 20 dianas (nueve en esta edición) con apenas 20 años.