Hirving Lozano sigue demostrando que es uno de los hombres importantes del Napoli y este miércoles lo ha confirmado con un gran partido ante el Empoli en los octavos de final de la Coppa Italia.

Si bien los de Gennaro Gattuso terminaron sufriendo para imponerse al conjunto toscano, la realidad es que el hombre del partido para los azzurri fue el 'Chucky', quien se echó al hombro el peso ofensivo de su equipo.

Primero, a los 18 minutos de partido, desbordó por la izquierda para mandar un centro retrazado que Giovanni Di Lorenzo mandó al fondo de las redes con un buen cabezazo.

Sin embrgo, la visita no fue un rival sencillo y al 32' puso el empate por la vía de Nedim Bajrami, que definió con un disparo que pegó en el poste para luego ingresar al fondo de las redes.

Pronto vino la respuesta napolitana, una vez más, por conducto del mexicano, que robó el balón en la salida del Empoli para sacar un potente disparo al ángulo desde fuera del área, regresando la ventaja a los Partenopei.

Los cambios de Gattuso no resultaron del todo funcionales y el empate del Empoli llegó a 22 minutos del final, de nueva cuenta por cortesía de Nedim Bajrami, en una jugada casi idéntica a la de su primer tanto.

Lozano volvió a generar peligro en una jugada que demuestra su ambición. Un largo trazo cruzado que parecía irse por la línea de fondo que Hirving buscó hasta el último momento y que con la derecha alcanzó a rematar, con la mala suerte de que el balón se paseó por todo el frente de la línea de gol tras habersele escapado al arquero Furlan.

Para suerte del Napoli, el tercero llegó a 14 minutos del final, luego de un tiro de esquina que Andrea Petagna empujó al fondo de las redes luego de que un defensor del Empoli rechazara sobre la línea un primer remate.

De esta forma, los de Gennaro Gattuso acceden a los cuartos de final de la Coppa Italia, instancia donde AC Milan e Inter de Milan ya se encuentran.