Kingsley Coman , mediocampista francés del Bayern Munich, enfrenta una multa de 50 mil euros por llegar al entrenamiento del club alemán manejando el coche incorrecto.

Coman llegó a la práctica del club en un carro de la marca McLaren. El patrocinador oficial del Bayern es Audi. 

TE PUEDE INTERESAR: El nuevo plan del Barcelona para 'pescar' a Neymar Jr.

Es por eso que, según Bild, el jugador será multado por lo menos con 50 mil euros, ya que las reglas internas del Bayern indican que jugadores del club deben manejar coches Audi. 

Coman se arrepintió. “Me gustaría disculparme con el club y con Audi por no manejar el coche de la compañía al entrenamiento… fue un error y ahora lo veo”, declaró a Bild. 

El francés dijo que pronto compensaría el daño que causó, visitando a empleados de la fábrica de Audi en Ingolstadt para una sesión de autógrafos.