El ministerio chino de deportes prohibió los tatuajes a los futbolistas de la selección; además, instó a borrárselos a quienes ya tienen uno.

La controvertida medida está fundamentada en la intención de las autoridades por acabar con tendencias que consideran “vulgares”.

“A aquellos que ya tengan tatuajes se les aconseja que se los hagan borrar; en caso de circunstancias particulares, los tatuajes deberán estar cubiertos durante entrenamientos y competiciones”, se lee en el comunicado de la entidad.

La medida va más allá en la restricción para categorías menores; es decir, desde la Sub 20, los seleccionadores tendrán “estrictamente prohibido” convocar jugadores tatuados.

TE PUEDE INTERESAR: Héctor Herrera, entre los cinco nuevos casos de covid-19 en Atlético