Alberto Lati y su visita a la que puede ser la última casa de México en Rusia 2018

Ekaterimburgo, una de las sedes más espectaculares del Mundial por ser la ventana a Siberia.

339591
Compartir video
Insertar video
Tamaño del video

Ekaterimburg, nombrada así por Catalina (la esposa del Zar Pedro el grande), esta espectacular tierra es la sede del último partido de México (contra Suecia) en la fase de grupos de Rusia 2018, con una historia imponente y un estadio tan rimbombante como anormal.

“En su enormidad, en su infinitud, es su oceánica falta de límite. El mundo no tiene final aquí, el hombre no está hecho para algo tan inconmensurable”, fue cómo la describió el escritor Ryszard Kapuscinski.

Y es que Ekaterimburg es conocida como la ventana a Siberia, el límite de Europa y Asia, en donde yace un rincón de Rusia colmado por historia.

Aquí fue donde el zar Nicolás II y su familia fueron asesinados, en un espacio en donde está la iglesia, así como el monasterio donde se les arrojó.

 

Deja tu comentario