¿Puede este Dortmund ganarle al Madrid?

Este martes viviremos un gran choque de UEFA Champions League por la pantalla de FOX Sports. Un partido que ya se ha vuelto un clásico, y un revival de lo que fue el cruce por Fase de Grupos en la Champions anterior. Borussia Dortmund y Real Madrid se conocen, y mucho.

324263
False

El historial es levemente favorable a los Merengues, pero no en el Westfalen Stadion, en donde en cinco partidos el Dortmund obtuvo tres triunfos, y el resto fueron empates. El recuerdo más fresco, en el último cruce, dejó un 2-2 en el que el equipo que entonces dirigía Thomas Tuchel, desperdició tantas chances, que terminó empatando agónicamente, sobre el final del partido.

Claro, si vamos hacia atrás, en esa inolvidable Champios de 2013, el BVB llegó a la final en Wembley luego de derrotar en esta cancha al Real Madrid. Fue un 4-1 aplastante, en la noche perfecta de Robert Lewandowski, que señaló todos los tantos.

¿Cómo están hoy día? Si miramos la Champions, el Madrid está mejor. Viene de ganarla dos veces consecutivas, algo que nunca había pasado en la historia moderna de esta competición, y tiene tres puntos, tras un triunfo ante el modesto Apoel. El Dortmund tropezó en Wembley ante un irregular Tottenham, que aprovechó sus chances, los errores defensivos de los alemanes, y el grosero error del árbitro, que anuló un gol lícito de Aubameyang.

Si miramos la temporada completa, el equipo de Peter Bosz está en mucho mejor forma. Está primero, con tres puntos de ventaja en la Bundesliga, con 19 goles a favor y sólo 1 en contra, tras seis partidos. Viene de ganar 6-1 en el clásico de los Borussias, con triplete de Aubameyang incluído.

Desde que llegó Peter Bosz, un holandés que viene con los pergaminos de haber metido al Ajax en la final de Europa League, el equipo es otro. Lo dicen los jugadores, y la gente canta en las tribunas: “el campeón alemán será el BVB”. Quien conozca la Bundesliga sabrá que nadie osa decir cosa semejante, ante la presencia del FC Bayern München, más conocido como el “Rekordmeister”.

El equipo ha cambiado básicamente su velocidad de juego y el uso que le da al balón. A diferencia de la velocidad y el golpe a golpe que proponía Tuchel, Bosz apuesta por tenencia, paciencia y contundencia, si me perdonan la rima involuntaria. Lo dice Marc Bartra: “al fútbol se juega con un balón, si lo tenemos nosotros, no nos pueden hacer daño”. Guardiolismo en estado puro o, si se me permite, filosofía Cruyff pura y dura.

Este lunes Götze contaba en conferencia de prensa, que la posesión le hace bien a los medios, como él, que ganan en confianza al tener el balón en sus pies mucho más tiempo. Este Dortmund no ataca siempre, como hace una temporada. Espera, busca, frena, abre la cancha... Y mete el estiletazo. Esto desconcierta a los rivales, que antes sabían que todo iba apostado a las corridas de Aubameyang.

Se fue Dembélé, es cierto. Pero llegaron Maximilian Philipp, que arranca por la izquierda y marca goles en casi todos los partidos, y Andrey Yarmolenko, el ucraniano que metió el zurdazo memorable al ángulo, en el frustrado partido en Wembley.

Este Dortmund tiene variantes, y tiene muchos jugadores con gol. Recuperó a Nuri Sahin, trajo a Dahoud y tiene de vuelta a Julian Weigl, para comenzar las jugadas. Bajó a Götze unos metros, para que toque el balón más seguido y tiene a los mencionados delanteros arriba, más Christian Pulisic, el pequeño Reus. Por cierto, el año que viene Marco Reus estará de vuelta y Bosz tendrá que decidir quién sale.

¿Puede ganarle este Dortmund al Madrid? Totalmente. Los blancos aportarán todo su prestigio, solvencia y experiencia de sus figuras. Pero si no llegan a jugar un gran partido, pueden pegarse un duro golpe contra la pared amarilla de Peter Bosz. Para no perdérselo, este martes por la pantalla de FOX Sports.

Deja tu comentario