Travis Frederick, centro titular de los Dallas Cowboys, anunció su retiro de la NFL a los 29 años de edad.

El surgido de la Universidad de Wisconsin y veterano de siete temporadas en la NFL señaló que “ya no puedo jugar a mi más alto nivel” después de volver de un padecimiento neurológico que lo ausentó durante una temporada.

Selección de primera ronda en 2013, Frederick nombrado All-Pro en 2016 se perdió todo 2018 después de ser diagnosticado con síndrome Guillian-Barre durante la pretemporada.

Frederick regresó a los emparrillados en 2019 y a pesar de que fue seleccionado por quinta ocasión al Pro Bowl, fue claro en su anuncio al asegurar que no se considera el mismo jugador que antes de la enfermedad.

“Cada día era una lucha: Ya no puedo jugar a mi más alto nivel. Jugar bien no es lo que espero de mí y no es lo que merecen mis compañeros. Debido a esto, sé que mis días como jugador han terminado”, apuntó el liniero ofensivo.

Frederick, quien o se perdió un solo juego en las cinco temporadas previas a su diagnóstico, fue la segunda de tres selecciones de primera ronda que los Cowboys destinaron a la línea ofensiva en cuatro años.

Ver más: DARIUS SLAY PORTARÁ EL 24 CON LOS EAGLES EN HONOR A KOBE BRYANT