El partido amistoso entre Portugal y España, un empate a cero goles, podría ser visto desde fuera como un encuentro irrelevante.

El enfrentamiento no contó para la Eurocopa ni para eliminatorias mundialistas, pero sí fue el debut de Adama Traoré con la camiseta de ‘La Roja’.

El atacante del Wolverhampton tenía la opción de representar a Mali pero parece haber tomado su decisión. En conferencia de prensa, Traoré explicó una de las mayores incógnitas en relación a su juego: el uso de aceite en sus brazos.

"Era un secreto, pero ya se sabe. Es por las faltas y para que no me agarren, y para evitar lesiones de hombro", comentó en conferencia de prensa.

Traoré es uno de los jugadores más veloces de la Premier League y es por ello que se la ha tachado de ‘velocista’. El mismo atacante dijo que le sorprende lo rápido que es pero aclaró que es importante para su desempeño dentro del campo.

“Trabajo hay, como profesional que soy. Pesas no hago porque gano volumen muy rápido. Hago otro tipo de trabajo", apuntó.

En cuanto a un posible regreso al Barcelona, Traoré no quiso comentar pero sí declaró que habla con Ansu Fati para aconsejarle.

Aunque su camino en la selección española apenas comienza, la táctica de Luis Enrique se le hace importante.

“Me pide dar el máximo, que ponga mi granito de arena para ganar partidos. Solo le puede agradecer su confianza, a él, su staff, a los médicos. Por su insistencia para que viniera. Si hay tres rivales cerca de mí significa que hay compañeros libres”, finalizó. 

TE PUEDE INTERESAR: Ozil fue excluido de la lista del Arsenal para la UEFA Europa League